Modelo de Prevención de delitos

MPD

+34 902070303

Responsabilidad penal de la persona jurídica: El concepto de delito “en beneficio” de la sociedad a raíz de la STS 154/2016, 29 de febrero de 2016

EL CONCEPTO DE “BENEFICIO” SE REFIERE A CUALQUIER TIPO DE VENTAJA PROVECHOSA PARA EL LUCRO DE LA SOCIEDAD EN CUYO ÁMBITO EL REPRESENTANTE DE LA PERSONA JURÍDICA COMETE EL DELITO

Uno de los elementos que configuran la responsabilidad penal de la persona jurídica es la obtención de alguna clase de beneficio por parte de la sociedad del delito cometido por la persona física. Así lo estableció el legislador penal en el apartado 1 del artículo 31 bis del Código Penal: “las personas jurídicas serán penalmente responsables de los delitos cometidos en nombre o por cuenta de las mismas, y en su beneficio directo o indirecto (…).”

El concepto de “beneficio” se refiere a cualquier clase de ventaja, incluso la simple expectativa de mejorar cualquier aspecto de la persona jurídica, provechosa para el lucro de la sociedad en cuyo ámbito el representante, administrador o subordinado jerárquico de la persona jurídica comete el delito. En este sentido, la Circular 1/2016 de la Fiscalía define el concepto de beneficio directo o indirecto como una expresión legal que no exige la efectiva constatación del beneficio como una objetiva tendencia de la acción a conseguir el provecho, valorando ésta como provechosa desde una perspectiva objetiva e hipotéticamente razonable, con independencia de factores externos que pudieran determinar que finalmente la utilidad no llegara a producirse.

Por ello, incluso cuando la persona física actúa en su propio beneficio o en el de terceros ajenos a la persona jurídica también se cumple la exigencia típica, siempre que la persona jurídica obtenga alguna clase de ventaja asociada a la conducta delictiva. No obstante, debe tenerse en cuenta la idoneidad de la conducta. Así, se excluyen aquellas conductas que, al amparo de una estructura societaria, sean realizadas por la persona física en su exclusivo y propio beneficio o en el de terceros, y resulten inidóneas para a la entidad beneficio alguno, directo o indirecto.

En la STS 154/2016, 29 de febrero de 2016, los rendimientos económicos obtenidos por los autores del hecho delictivo contra la salud pública justifican la existencia de la empresa “pantalla” constituida con un objeto instrumental, que no es otro que la comisión de un delito. Por ello, puede afirmarse que el ilícito implicaba un beneficio directo para la persona jurídica.

Por otro lado, el régimen del artículo 129 del Código Penal únicamente requiere que el delito objeto de la condena haya sido cometido “en el seno, con la colaboración, a través o por medio de” la correspondiente entidad carente de personalidad jurídica, sin que se contemple en este caso que el delito se cometa por cuenta y en beneficio de una persona jurídica.

En conclusión, será competencia de los Tribunales apreciar en cada supuesto concreto la existencia de una relación causal entre el delito cometido y la obtención de un beneficio, directo o indirecto, de la persona jurídica. Asimismo, debe evitarse caer en interpretaciones maximalistas que conducen a apreciar la existencia de beneficio de la persona jurídica, por el mero ahorro económico que supone la inexistencia de los pertinentes mecanismos de control, así como interpretaciones restrictivas que implican la negación de tales beneficios por los perjuicios económicos y en términos de reputación que causa la existencia de responsabilidad penal.

¿Cómo han afectado los nuevos plazos de instrucción que marca la modificación de la Ley de Enjuiciamiento Criminal a las causas pendientes de revisión?

EN LAS GRANDES CAUSAS Y LAS MÁS MEDIÁTICAS LA SOLUCIÓN HA PASADO POR SOLICITAR QUE SEAN DECLARADAS COMPLEJAS PARA CONTAR CON UNA PRÓRROGA DE 18 MESES MÁS DE INVESTIGACIÓN  El pasado año, mediante la Ley Orgánica 13/2015, de 5 de octubre y de fortalecimiento de las garantías procesales y la regulación de las medidas de … Sigue leyendo

El fundamento de la responsabilidad penal de las personas jurídicas

LA FISCALÍA Y EL TRIBUNAL SUPREMO HAN OPTADO POR SOSTENER LA RESPONSABILIDAD PENAL DE LA PERSONA JURÍDICA EN BASE A DOS MODELOS DISTINTOS  La atribución de responsabilidad penal a las personas jurídicas de acuerdo con el artículo 31 bis del Código Penal conlleva una sería de consecuencias procesales y penales para las sociedades por lo … Sigue leyendo

El régimen especial de las personas jurídicas de pequeñas dimensiones

SE EXIME A LAS PERSONAS JURÍDICAS DE PEQUEÑAS DIMENSIONES DE LA OBLIGACIÓN DE DISPONER DE UN ÓRGANO AUTÓNOMO E INDEPENDIENTE QUE SE ENCARGUE DE SUPERVISAR LA EFICACIA DE LOS CONTROLES INTERNOS DE DICHAS PERSONAS JURÍDICAS La Ley Orgánica 5/2010 de 22 de junio, de reforma del Código Penal introdujo la responsabilidad penal para las personas jurídicas … Sigue leyendo

Delito contra la Hacienda Pública o de contrabando en el Plan Anual de Control Tributario y Aduanero de 2016

LA RESOLUCIÓN DE LA DIRECCIÓN GENERAL DE LA AEAT INCLUYE UNA NUEVA NORMATIVA QUE POSIBILITA LA PRÁCTICA DE LIQUIDACIONES TRIBUTARIAS EN CASOS EN QUE SE HAYA INICIADO PROCEDIMIENTOS PENALES POR DELITO CONTRA LA HACIENDA PÚBLICA O CONTRABANDO Cada año se aprueba una Resolución de la Dirección General de la AEAT (la última de 26-02-2016, BOE … Sigue leyendo

La disolución de las personas jurídicas por responsabilidad penal

LA IMPOSICIÓN POR PARTE DE UN TRIBUNAL DEL CASTIGO DE DISOLUCIÓN DE LAS PERSONAS JURÍDICAS SUPONE LA PÉRDIDA DEFINITIVA DE SU PERSONALIDAD JURÍDICA PARA LA SOCIEDAD En relación a las penas que el artículo 33.7 del Código Penal establece para las personas jurídicas, la STS 154/2016, de 29 de febrero de 2016 dispone que éstas … Sigue leyendo

La responsabilidad penal de la persona jurídica en los Colegios Profesionales

LOS COLEGIOS PROFESIONALES SE EQUIPARAN A PARTIDOS POLÍTICOS, SINDICATOS Y CÁMARAS DE COMERCIO Tras la reforma del Código Penal efectuada por Ley Orgánica 1/2015, la Fiscalía General del Estado ha publicado la circular 1/2016 sobre la responsabilidad penal de las personas jurídicas de los Colegios Profesionales, que son considerados “entes de naturaleza privada” y son … Sigue leyendo